Fané y descangayado

Implotado por Ruizist! el 17.10.08 @ 22:21 | 5 comentarios
Temas recurrentes: Fulbo, Medios |

Ni siquiera la versión más desagradable de Basile, la que vimos en estos últimos dos años y monedas, se merecía la crucifixión por cadena nacional que presenciamos ayer. Renunció, lo renunciaron entre (casi) todos los del “ambiente”. No hay que tachar lo que no corresponda: ambos enunciados son verdaderos.

¿Fue un tema de números? No. Una efectividad del 60% y un tercer puesto en la eliminatoria, que se mantenía incluso pese a una racha adversa, dan cuenta de ello. ¿No era que los resultados mandaban? ¿O será que mandan cuando conviene?

¿O mandará el malhumor popular fogoneado por sutiles encuestas del tipo “¿Basile debe renunciar?” expuestas al juicio del respetable a minutos de una derrota? Si el pueblo nunca se equivoca, probemos qué tal son sus decisiones en caliente a ver si jubilamos la máxima de una vez por todas. Hagamos un simulacro de democracia para cuestiones mínimas y con fecha de vencimiento. Usemos (un poquito) a “la gente” para que se vaya el que no nos sirve más, nunca para que venga uno mejor.

“La gente quiere que se vaya”, repetían los trajeados tirapiedras desde su refugio catódico. Bueno, “la gente” quiere tantas cosas… ¿Por qué no hacen una encuesta preguntándole a “la gente” si no quiere doble aguinaldo? Porque es más fácil abonar el nuevo deporte nacional: pegarle al caído. Y con esto no pretendo inferir que Basile esté libre de toda culpa. Cometió errores, y muchos. El peor de todos, por supuesto, fue no darse cuenta ni admitir que los estaba cometiendo.

En el ámbito político, algunas reelecciones se han conseguido simplemente proponiendo el slogan miedoso de “no conviene cambiar de caballo a mitad del río”. Aquí se vio el fenómeno inverso, por motivos que son variados y opinables. El laburo fino que le hicieron a Basile en los medios (el mantra del talco, las fotos en la pileta en Venezuela, etc.) puede compararse con ponerle miguelitos en las herraduras al caballo o ir secando el río de a poquito. Y Basile nunca pudo contraponer a eso rendimientos futbolísticos buenos, o al menos esperanzadores.

Mi teoría personal es que todo esto fue una suerte de coup orquestado por algún poder en las sombras que responde a la cúpula de “técnicos” de la camada de campeones del 86. En estas horas se habla poco de algo que para mí fue un error garrafal de Basile como conductor: aceptar a Batista como parte integral del cuerpo técnico de las selecciones nacionales y cederle protagonismo. Fue el huevo de la serpiente.

Basile confió demasiado en la banda geriátrica que tenía como cuerpo técnico (Díaz, Daulte, Ribolzi), asignándoles labores inocuas que podría hacer cualquiera. Mantuvo la distancia generacional insalvable con los jugadores, y paralelamente dejó agigantar la figura de Batista, quien no tuvo mejor idea -para desgracia de Basile- que ganar el certamen olímpico, lo que le valió un centimetraje hiperbólico en la prensa. Resumiendo: el supuesto rey de los códigos soslayó una máxima bien mafiosa, ésa de mantener cerca a los amigos pero más cerca a los enemigos.

Lo más extraño es que, de los DTs de esa generación a la que se presume bilardista (aunque muchos estén bastante alejados del bilardismo en la práctica), llegaron los peorcitos. Ni Pumpido, ni Borghi ni Burruchaga, por nombrar tres que tienen cierta idea de lo que hacen y lo han demostrado, sonaron para sumarse a AFA. Sí el propio Batista, de dudoso palmarés para llegar a una selección nacional. O Brown, a cargo de seleccionados juveniles, al que da vergüenza ajena escuchar hablar y hace no mucho le prendía velas a cuanto santo estuviera de turno para no irse a la B Metro con Ferro. En un segundo plano aparecen ayudantes como Enrique u Olarticoechea, cuyos CVs deben tener más espacios en blanco que mi declaración jurada.

Esta suerte de “crisis” inducida que Basile vio crecer pero nunca supo manejar ni contrarrestar es otro triunfo de los lobbies, no cabe duda. La moraleja de todo esto es que nunca, y cada vez menos, conviene ponerse a la corporación mediática en contra. Menos por caprichos, malhumores que de tan exagerados parecen impostados o berretines de guapo para ver quién la tiene más larga.

Basile no fue el único al frente de una selección que daba pena. Bilardo llegó al mundial de 1986 con un peor récord de puntos, actuaciones paupérrimas y entrando a la ronda final por la ventana, gracias a un agónico 2-2 en el Monumental contra Perú. Así como se lee: festejando un empate de local *contra Perú*.

Pero claro, tenía sus representantes en los medios. Y lo representaban, por motivos que seguramente excedieran al propio Bilardo, a la manera talibán. Irreductibles en su tecnocratismo, enfrentándose a todo y a todos. Y, nobleza obliga, contra no les faltaba: también el menottismo tenía multitud de representantes en los medios. El enfrentamiento entre ambas partes era explícito y a muerte. Casi 30 años después, en un sistema de medios mucho más desarrollado y encarnizado, Basile apenas tenía como defensor al impresentable Pagani, que mal puede hacerse cargo de causa ninguna: más bien necesita que lo cuiden a él.

Actualmente, las empresas periodísticas y sus caras visibles se manejan de manera muy distinta. El periodismo mercenario, que hoy es el estándar de la industria, tiene una lógica dual. Pese a ser funcional a los poderes de turno, detecta rápidamente a los protagonistas con acciones en descenso. Pero lo que más lo define su conducta es su dinámica autorreferencial: hace lo que haya que hacer para conservar su lugar de poder, su tribuna, sus privilegios. Como norma, tratan de no meterse con los intocables, pero… Eliott Ness descansa en paz, Brian De Palma nunca ganó un Oscar, e intocables hay cada vez menos.

Desde ayer, para ser más precisos, uno menos.

5 comentarios »

Suscripción a RSS para los comentarios de este post. URI para trackbacks

  1. Mmm…hay cosas en las que coincido y las que no.
    A Borghi durante los 5 meses que estuvo en Indep’te lo volvieron LOCO, preguntas ácidas, retorcidas, todo para que al flaco le saltara la termica.
    A Basile desde el silencio lo aguantaron 2 años. No hubo ni una crítica por el juego, por poner 3 #5s, por no tener juego y subida por las bandas, etc.
    Es cierto que hace 2 días la prensa barrilete se dio vuelta, pero cuando la mentira es insostenible, hay q cambiarla o empezar a decir la verdad.

    Comentó Tío_Lemmy el 18.10.08 a las 2:06 am — #permalink

  2. Coincido con el comentario. A Basile le chuparon el culo bastante tiempo. Con la Copa América nadie lo crítico, recién a mediados de este año comenzaron a aparecer las disidencias.

    Los medios barriletes se dieron vuelta cuando Grondona bajó la orden de hacerlo mierda. Si hasta Messi, que no sabe hablar, dijo “no sabíamos a qué jugábamos”. Y la gente está más dispuesta a aceptar que el técnico no sabe hacerlos jugar a que un equipo sólido pueda ganarle a 11 estreshas millonarias que no ponen huevo.

    La cobertura mediática del jueves, tras la derrota, me la fumé TODA y fue un asco. Canales como TN poniendo una pantalla dividida mostrando a un Bielsa impávido, sereno, ganador, y a un Basile perdido, sin saber qué hacer. El talco, que hasta hace meses era parte del folklore, de “jugar con la nuestra”, ahora era motivo para declararlo inoperante.

    En el resto de los canales, en especial los deportivos, movileros preguntándole a los jugadores “¿Hay salida?” como si ya estuvieramos jugando el repechaje, o “¿Quién es el culpable de todo esto?” como si fuera una pregunta inocente. Mañanas informales tenía una encuesta de “¿Quién tiene la culpa, Basile o los Jugadores?”, que, como señalé más arriba, tiene una sola respuesta posible. Y todo el resto de los noticieros tuvo su cámara en las calles, con todo el mundo putéandolo a Basile.

    Aclaro acá que a mí no me gusta Basile, me parece un desastre su ciclo de eliminatorias, su dependencia de Riquelme y cuando no está el Iceman no sabe qué hacer y pone a tres volantes centrales, tres zagueros y ningún lateral. Veo como positivo que se haya ido, pero la cama mediática que le hicieron fue espantosa.

    Comentó Faco el 18.10.08 a las 10:29 am — #permalink

  3. Coincido en la mayoria con lo redactado por ruizist. Estamos terceros y todavia habia tiempo, si es que era posible, de cambiar la manera de jugar y/o mejorarla. Tengo conviccion de que a basile lo serruchron los medios, pero sobre todo muchos de lo jugadores jovenes de la seleccion: ¿cuantos de ustedes imaginaban que messi after partido declarara q ni sabian a lo que jugaban? Muchos rindieron por debajo de un minimo aceptable… tuve un dejavu con estudiantes-boca y lavolpe.
    Es verdad que el coco no hizo mucho por mejorar en todo este tiempo confrontando bajo el “si no te parece bien, sos la contra” y ese pensamiento soberbio.
    Lo del periodismo nunca termina de sorpreder, ahora bielsa es el mejor del mundo y al final nunca se tendria que haber ido. Y ademas, creo que es algo tipico ya, quien tiene un minimo de conciencia se da cuenta que para estas empresas funciona con todo asi: pasa algo, y enseguida salen a echar leña al fuego, haciendose pasar por inocentes palomitas que temen ser victimas de la situacion reinante.
    Esta semana seguramente se veran titulares como ¿el checho a la seleccion? ¿llego la hora de maradroga? ¿la generacion del 86 a la seleccion?

    Comentó evaristo el 18.10.08 a las 5:36 pm — #permalink

  4. hace un par de años bielsa se peleó con los medios y éstos se encargaron de defenestrarlo a mas no poder. Ahora es el rey de la táctica el mejor tecnico que pudo haber dado el pais y el que se tendria que cargar el buzo de seleccionador de argentina. Cuanta mentira hay en los medios hermano.
    Ami tampoco me gustaba Basile, pero ya pasó y hay que ver lo que viene. Lo que viene? maradroga que hace un par de meses estaba otra vez en la falopa (seguramente todavia anda por esos blancos rumbos) el checho amigote de diego, compañero de blancas noches, Madre mia lo que nos espera

    Comentó Milsen el 22.10.08 a las 1:05 pm — #permalink

  5. Eso le pasó por poner de eje de la Selección al mutante de Tristelme, principal culpable de lo mal que juega nuestro equipo, aún con los grandes jugadores que tiene…

    Comentó Tony Blas el 09.01.09 a las 5:46 pm — #permalink

Dejar un comentario

Tags permitidos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>


Copyleft Mut@ntes 2002/2020 — CMS: Wordpress 4.7.1 — Theme: Pool 1.0.7 (hacked) — RSS de entradas y comentariosSnap
Plugins: Audio Player, Akismet, Brian's Latest Comments, Clean archives reloaded, Force Word Wrapping, W3TC y WP-Contact Form